La Ley Macron establecía, entre otras muchas cosas, la imposición de una tasa a las empresas que desplazaran trabajadores fuera de sus países y entraran a trabajar a Francia. La medida, que también afecta al transporte, pretendía cobrar 40 euros por trabajador desplazado, lo que habría supuesto un desembolso importante por parte de las empresas de transporte internacional.

Las posibles horquillas de precio de devolución por camión se sitúan entre los 13.000 y 16.000 euros. (En función de año de compra, marca y modelo). Las indemnizaciones pueden superar en su conjunto los 400 millones de euros. El plazo para la presentación de esta demanda expira el 6 de abril y todavía pueden adherirse a ella nuevos demandantes.

Durante el mes de enero se matricularon 2.211 unidades, lo que supuso un incremento del 7,7% en comparación con el mismo periodo de 2017.

La Sala Décima del TJUE, en Sentencia de fecha 8 de febrero, ha declarado que el Reino de España ha incumplido las obligaciones del Reglamento (CE) n.º 1071/2009 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 21 de octubre de 2009, por el que se establecen las normas comunes relativas a las condiciones que han de cumplirse para el ejercicio de la profesión de transportista por carretera, al imponer como requisito para obtener una autorización de transporte público que las empresas dispongan al menos de tres vehículos.

El Ministerio de Fomento ha hecho públicos los resultados oficiales del proceso de renovación del Comité Nacional del Transporte por Carretera (CNTC), para el periodo 2018-2021.